Isla Negra - Casa de poesía y literaturas

Silvio Rodriguez: Segunda réplica a Carlos Alberto Montaner (Letanía)

Escrito por revistaislanegra 10-04-2010 en General. Comentarios (0)

Publicado el 9 Abril 2010 en Especiales, Opinión, Silvio Rodríguez

La Habana, 9 de abril de 2010

Montaner:

Sé que, cuando Marx murió, Martí le dedicó algunas frases de homenaje, si mal no recuerdo “por haberse puesto de parte de los pobres”.  Por favor, ilústrame y muéstrame las “críticas severas” del Apóstol al autor de El Capital.

Montaner:

Antes de la Revolución, la mayoría de los cubanos no podía ni soñar con tener casa propia. Mi familia entre ellos. El único inmueble que ahora mismo poseo es mi casa. Infórmate mejor, porque hasta el día de hoy no tengo propiedades o  empresas en Cuba o en el extranjero.

Montaner:

En algunas entrevistas y canciones, a través de una trayectoria de más de 40 años, he señalado lo que he considerado criticable del proceso revolucionario. En otras he apoyado este proceso, sin caer jamás en el servilismo o el panfleto. No hay dualidad en esto. En ambas facetas soy el mismo cubano pretendiendo asistir a los suyos.

Montaner:

No me molesta un gobierno de ancianos. En muchas culturas antiguas tener edad, por la sensatez inmanente, era un requisito para  gobernar. Acuérdate de que tú también adquiriste tus “juicios morales, tu precepción de la realidad y de los conflictos sociales” hace medio siglo. No pretendas venderte como prospecto de la generación del dos mil, que no te queda bien.

Montaner:

Los fusilamientos se originaron en los primeros meses de la Revolución, contra criminales de guerra del batistato: torturadores y asesinos probados en los juicios que el pueblo de Cuba miró sobrecogido. La guerra despiadada que nos impuso la CIA obligó al gobierno a mantenerla como medida persuasiva. Con los años me he dado cuenta de que la pena de muerte es algo que debiera abolirse en todo el mundo, por incivilizada. Estoy convencido de que el cese de las hostilidades contra Cuba sería el principio del fin de la pena de muerte en nuestra Patria.

Montaner:

La oposición, en las prisiones, enfrenta el mismo drama que en las calles: no tienen pueblo, sus posiciones los alejan de las masas. En el 2008 más de treinta artistas e intelectuales visitamos 16 prisiones y cantamos ante más de 40 mil reclusos. Los malos tratos que ustedes manifiestan no tienen nada que ver con la mucha preocupación que vimos en las autoridades carcelarias de todos los penales que visitamos. El mismo hecho de que exista un movimiento de aficionados tan poderoso en las prisiones cubanas contradice profundamente la versión que ustedes propagan.

Montaner:

No estoy de acuerdo con los actos de repudio, pero otros cubanos se indignan hasta el punto de cometerlos. Los cubanos de Miami hacen lo mismo. Debe ser la parte triste de nuestro karma. Encuentro lógico que las madres y esposas de los presos se preocupen por sus familiares y que lo manifiesten. No me parece muy honesto que reciban ayuda económica de otro gobierno y mucho menos de connotados terroristas, como parece ser el caso de ciertas señoras. La censura, como en otros países, existe en Cuba. Y ahí donde estás ahora mismo, existe también, sobre todo para los que no piensan como tú.

Montaner:

Me parece que no te corresponde decir lo que recuerdan los angoleños. A mí me consta que recuerdan mucho y bien la desinteresada ayuda de los cubanos. En Cuba nunca se ha usado una gota de combustible de Cabinda, donde estuve personalmente y vi caer a hombres extraordinarios, defendiendo ese petróleo para que una Angola soberana decidiera su suerte.

Montaner:

Si tanto deseas que Cuba sea mejor, cambia tu lógica y empieza a luchar contra el bloqueo. El bloqueo es genocida, inmoral, impresentable. Mientras exista será la justificación para no bajar ni un ápice la tensión defensiva. Si quieres tanto a los somalíes, supongo que debes querer al menos igual a los niños cubanos. Pues bien: los niños cubanos, gracias al bloqueo, este año no podrán entrar masivamente a los conservatorios musicales. Y no me vayas a decir que el gobierno cubano se volvió loco y ahora quiere destruir lo que construyó. En tus manos queda hacer felices a cientos de miles de niños del país en que naciste.

Por eso, Montaner:

Lucha contra el bloqueo para que el talento que lleva 50 años floreciendo no se frustre.

Con probada vocación patriótica e internacionalista,

Silvio Rodríguez Domínguez.

PD: La todopoderosa “Gran Prensa” que te apoya ya empezó a publicar versiones convenientes de este careo.  Sé demócrata cabal (y cívico) y pídeles que muestren íntegras mis palabras.

Jorge Jorge González: yo apuesto por la revolución cubana

Escrito por revistaislanegra 10-04-2010 en General. Comentarios (0)

En MONCADA  

Hay quienes en  épocas convulsas se bajan del barco, como las ratas y  así salvan el pellejo, retornando  cuando  la tormenta  pierde su  fuerza y el naufragio no se produce; yo prefiero quedarme aferrado  al timón, aunque sea con sogas, hasta  llevar la nave a puerto y hoy Cuba necesita de muchos timoneles cuando todos los oportunistas del mundo se le echan encima, como buitres  esperando los posibles despojos.

¿Estoy loco acaso para   defender posiciones extremas, casi de ultra izquierda, cuando al leer los  cables  de agencias internacionales, lo que se publica en los grandes diarios mundiales, todo parece condenar al gobierno cubano por su  obcecación aparente al no querer “oír” los reclamos de tantas  voces sabias que le reclaman apertura interna y mano suave con  los opositores al régimen?, ¿cómo es posible que los cubanos que viven dentro de la Isla no sean solidarios con aquellos que sin importar por qué lo hacen, llevan semanas en huelga de hambre por reclamar supuestamente algunas reivindicaciones y no  se manifiesten masivamente cuando alguno de ellos muere en el intento, a pesar de conocerse el suceso a través de nuestros medios para solidarizarse con el suicida?, ¿cómo ese pueblo digno no es capaz de manifestarse a favor de las Damas de Blanco y sin embargo lo hacen apoyando el sistema que dicen  nuestros enemigos es odiado por más de la mitad de la población interna?, ¿por qué siempre que se hace una marcha a favor de la Revolución es vista como organizada por el sistema y jamás se les da crédito a aquellos muchos que vamos sin que nadie nos intimide, nos amenace por no asistir, nos obliguen de alguna manera a concurrir so pena de perder empleo y sueldo –vamos, que he estado en el exterior y eso si es frecuente y me han dado  detalles los amigos, con pelos y señales-, nos miren de reojo en el barrio o cualquier otra tontería una y mil veces repetida?, ¿por qué seguimos votando masivamente en nuestras elecciones por los candidatos del pueblo revolucionario y  no por aquellos que se auto-proponen porque la ley electoral da esa facultad alternativa y que muchas veces responden a grupúsculos de enemigos del sistema?

Sin dudas habrá muchas preguntas y también multitud de respuestas según del lado que nos pongamos. A veces  nuestros propios amigos de la “izquierda” en el exterior, no entienden muy bien algunas cuestiones de nuestra vida interna y se asombran cuando escuchan a uno de  los que vivimos acá que  no  les  diga el discurso que quieren  escuchar, de acuerdo a razonamientos preestablecidos desde mucho tiempo atrás y consideran cualquier crítica a  la situación interna como un ataque frontal a la Revolución y a sus líderes y les pongo un ejemplo concreto: hace unos tres meses fui invitado  por el Concejo Deliberante de Ensenada, en Argentina a compartir, en mi condición de Delegado del Poder Popular  por diez años  consecutivos, artista de la plástica y  promotor cultural, ideas sobre nuestra experiencia concreta y les hablé  con toda la franqueza posible sobre  las virtudes y defectos que consideraba, desde mi  personal punto de vista, tenía la construcción socialista en Cuba en estos momentos y los retos que se nos venían encima; allí había concejales del Partido Justicialista y del Partido Comunista y muchos preguntaron sobre la juventud, la libertad de expresión, Internet, la salud, deporte, cultura y cuanto tema se les ocurrió, con gran respeto, sin embargo,  los del Partido Comunista no podían creer que  una persona muy cercana al sistema, dirigente barrial, osase hacer críticas a  aspectos consustanciales a la vida cotidiana nacional, porque eso era hacer concesiones al enemigo y no ayudaba al socialismo , ni a la difusión de sus ideas. Claro, ninguno de esos izquierdistas me rebatió en ninguno de los elementos que expuse entonces, pero hace poco me enteré por algunos amigos que me habían puesto el cartelito de contrarrevolucionar io y anti-castrista y lo comentaban en las calles. Resulta curioso que precisamente  aquellos temas a los que me referí como necesarios a ser  cambiados o erradicados en Cuba para lograr una mayor cohesión colectiva de defensa de los principios, son los mismos que el compañero Raúl Castro acaba de  enfocar en  su intervención ante el congreso de la juventud comunista, recientemente clausurado en La Habana y , seguramente, ahora que los planteó el Presidente cubano, imagino lo acusen de lo mismo que a mi.

Con lo anterior quiero expresar que es necesario soltar un poco del lastre acumulado en cuanto a esquemas y principios dados por inalterables en la construcción socialista, ya que realmente nadie tiene la receta correcta, sino que las circunstancias y el momento  vienen a pedir qué es lo idóneo  hacer hoy y mañana se procederá como corresponda, pues cada día, a fuerza de ser dialécticos, debemos emplear las armas que  nos resulten más eficaces, pues cada experiencia es única, aun cuando vivamos siempre con  un alto sentido de los acontecimientos históricos pasados de los cuales debemos sacar las mejores experiencias, pero también  buscar los ideales, deseos y  paradigmas de las nuevas generaciones que a la corta y a la larga, serán las que tomen en un momento las riendas del país, cuando la generación histórica deje de existir biológicamente, aunque sería preferible que desde ya asumiesen puestos directrices en el esquema de mando pero como afirmara Raúl en palabras más o menos: no dirigentes de probeta, de laboratorio, sino curtidos en  la labor diaria,  uno de los errores que se cometieron muchas veces en el pasado y que aun hoy lamentamos, en evidente referencia a jóvenes que fueron  llevados desde la universidad a los más altos puestos del país y que de una manera u otra no  se sintieron parte del pueblo al que decían representar, como Felipe Pérez Roque, Carlos Lage, Roberto Robaina, Carlos Valenciaga y otros bien conocidos y que , por suerte, ya no están dentro del sistema  envenenándolo con sus máscaras.

Es lamentable que el mundo o una buena parte de él, den crédito  inmediato a lo que los grandes y poderosos medios han lanzado de odio contra la Revolución cubana y sus dirigentes en las últimas semanas , pero más aun lo es el que  muchos antiguos militantes de la izquierda se hagan eco de las calumnias y firmen  al lado de  engendros humanos como Carlos Alberto Montaner o Mario Vargas Losa, ya de por sí excluibles de cualquier manifiesto que pretenda defender causas nobles en el planeta, conociendo sus antecedentes y turbias vivas ciudadanas, contrarios a todo lo que sea realmente para beneficio de las grandes masas populares y menos aun, a favor de los pobres de la tierra; lástima de aquellos otros que no reflexionaran ni un segundo antes de estampar sus nombres queridos y respetados por su obra anterior en un documento a todas luces bien pensado y preparado por aquellos que jamás han criticado a Israel por sus crímenes, que tampoco les importa los miles de muertos o torturados en Iraq, que menos aun  han sentido la necesidad de gritar por las cárceles clandestinas que Estados Unidos ha impuesto por todo el planeta, ni por sus  bases militares en sus propios países, ni por los inmigrantes que  durante meses o años son apresados sin juicios y sin ningún tipo de derechos legales, tratados como parias o escoria a desechar en  algún momento, pero no, es muy fácil condenar a Cuba, la  misma isla que envía ejércitos de batas blancas, pinceles,  tableros de ajedrez  o lápices y libretas para inundar al mundo de la magia del conocimiento y no de los horrores de las  guerras, para ennoblecer las vidas de seres humanos hasta  ahora marginados, para convertirlos en ciudadanos de primera clase más cultos y letrados y no en  asesinos de otros pueblos o del suyo propio. Ese mal comportamiento es necesario destruirlo a tiempo porque podría convertirse de la noche a la mañana en un pésimo ejemplo universal  cuando muchos levantaran su reclamo para defender sus recursos naturales, sus derechos legales o la soberanía real sobre sus patrias casi vendidas al capital foráneo.

¿No es extraño que todo este andamiaje se haya montado cuando  España se disponía a presentar una propuesta a la Unión Europea para  modificar o desechar su posición común respecto a Cuba y que parecía podría salir adelante? Lástima por ellos, pues aun no conocen a nuestro país, a la tozudez de sus habitantes cuando de presión se trata y de que no estamos dispuestos a que por la fuerza se nos humille y  ponga de rodillas. Los cubanos no somos mejores que nadie, pero tampoco menos que alguien y sólo pedimos, exigimos, respeto y trato de iguales o nada  conseguirán de este pueblo, se los aseguro aunque sólo lo afirme por mi, sin retóricas huecas , ni discursos altisonantes; no amenazamos a nadie, pero no aceptamos  amenazas ni aun de los que se creen más poderosos pero llevan su trasero sucio, lleno de todas las inmundicias que han cometido en tantos lugares a nombre de la libertad y la justicia que jamás han respetado cuando de pueblos pobres se trata; ¿qué tenemos problemas internos que resolver? ¡Millones! Pero nadie puede venir a decirnos cómo debemos enfrentarlos, pues  nos sentimos capaces de buscarles soluciones, de una manera o de otra, porque el hijo que hemos gestado en estos 51 años de Revolución nos pertenece , lo amamos  y, como uno biológico, los padres nos hemos equivocado en su crianza  una y otra vez y hemos acertado tantas y tantas veces, pero no permitimos que el vecino nos dé  consejos de cómo educarlo porque seguramente , él, también se ha equivocado en la formación de los suyos hasta encontrar el camino más justo, ese que una gran mayoría del pueblo sabe que será alcanzado, por eso yo apuesto por la Revolución cubana.

La Habana, abril del 2010

Habla para CX36 Radio Centenario, el sociólogo norteamericano, Prof. James Petras

Escrito por revistaislanegra 09-04-2010 en General. Comentarios (0)

PETRAS: EL GESTO DE LAS FARC, FORMA PARTE DE UNA ESTRATEGIA DONDE QUIEREN QUE EL GOBIERNO ACTÚE DE UNA FORMA RECÍPROCA Y TAMBIÉN EMPIECE A LIBERAR A MUCHOS DE LOS PRESOS POLÍTICOS Y LOS GUERRILLEROS QUE SUFRIERON MUCHO Y QUE HACE ENTRE 10 Y 15 AÑOS QUE ESTÁN PRESOS EN CONDICIONES HORRENDAS

Comentarios para CX36 Radio Centenario, del sociólogo norteamericano, Prof. James Petras. Lunes 29 de marzo de 2010

 

“Creo que el hecho de que las FARC tome estas medidas de buena voluntad es para abrir o crear condiciones para una negociación de paz, para que termine la guerra en términos favorables para la democracia y no simplemente entregar las armas y someterse a los escuadrones de la muerte” www.radio36.com.uy

 

Ángeles:

Petras, teníamos varios temas para vos pero por supuesto empezamos por este último de lo que ocurrió hoy, este atentado que hubo en el metro de Moscú

 

Petras: Es un tema que se toca hace tiempo de que muchos grupos empezaron esta fase de separatismo, muchos fomentados por la CÍA para quebrar a la Urss y después tenía su propia dinámica. Creo que todavía no podemos descontar la implicancia de los Estados Unidos tratando de ganar espacios, particularmente en el sur de lo que es Rusia. Pero de fondo  muchos de esos grupos, particularmente los grupos que utilizan bombas y suicidas, son islámicos fanáticos que han creado una identidad religiosa étnica y no quieren ser incorporados con una República secular.Tenemos un conflicto religioso étnico contra el gobierno central de Rusia.

Segundo, el nuevo gobierno del pos comunismo no tiene ningún vínculo político como el Partido Comunista del pasado que tenía cuadros, dirigentes, apoyantes en estas provincias. Ahora con la subida del capitalismo, particularmente un capitalismo salvaje en Moscú, esos lazos ya no existen.La visión desde las provincias es que el capital ruso oligárquico es simplemente un lugar de explotación que descuida completamente las necesidades educativas y de salud y de empleo allá. Entonces ven la situación como un tipo de colonialismo interno y aprovechan esta situación desigual para movilizar apoyo entre la gente empobrecida, llenándoles la cabeza con una ideología separatista clerical. Por eso de ambos lados la situación es trágica porque el afectado es el pueblo en el metro; el pueblo que no tiene nada que ver con el mal relacionamiento entre gobernantes y terroristas, pero sufre porque estos grupos no tienen capacidad o voluntad de enfrentar al gobierno en la lucha política.Entonces ponen bombas en el metro simplemente para aterrorizar al pueblo y piensan que tal vez aplicando los métodos terroristas van a obligar al gobierno a retroceder y dejar que los extremistas tomen el control de esas provincias.

 

Ángeles: El otro tema que queríamos plantearte es esta visita sorpresa de Obama a Afganistán que dicen que fue a alentar  a las tropas estadounidenses y con un discurso que plantea como que van ganando la guerra. ¿Cómo se interpreta esta visita?

 

Petras: Lo primero es que ha tenido que entrar clandestinamente, como un ladrón en la noche. Eso es una indicación de que los Estados Unidos no tiene control de Afganistán. Si tuvo que entrar en una forma que ni el seudo presidente era notificado sólo cuando Obama ya estaba en Afganistán protegido por un regimiento de soldados norteamericanos y recién ahí se anunciara su presencia.

Fíjate que si un presidente tiene que entrar completamente clandestinamente ¿qué indica para el país al que ha entrado? Que no controla los cielos, no controla la tierra. Además si tuvo que entrar clandestinamente es porque ni siquiera confían en el presidente de Afganistán.

Segundo, si tuvo que ir a animar las tropas, es sencillamente porque estaban desanimadas. . Si tenía que animarlas es porque ahora hay un cuestionamiento de cuánto esfuerzo y cuánto tiempo van a tener que comprometer para mantener el status quo y si quieres, avanzar. Inventan guerras allá; dicen que una ciudad -aparentemente sería Mazar -   que era un baluarte de talibanes y cuando uno examina geográficamente no es una ciudad, es una colección de aldeas .No derrotaron nada a los talibanes, los talibanes se retiran de la ofensiva y cuando baja la intensidad vuelven a ocupar los mismos lugares que supuestamente fueron liberados .Las tropas y los oficiales saben que es imposible conquistar y se sienten desalentados .Con eso  Obama tiene que ir a alentarlos. Y particularmente la negación de Israel de llegar a un acuerdo con los palestinos está animando mucho a los musulmanes en todas partes incluso en Afganistán, a aumentar sus ataques .Entonces el fracaso de Obama con Netanayahu implica que se están animando más voluntarios para la resistencia en Afganistán y por esa razón él tiene que ir allá y decir que nosotros estamos respaldando a vosotros, la lucha aquí -dice textualmente- está protegiendo a ciudadanos en Estados Unidos. Ahora, hay algunos soldados analfabetos que se van a tragar esto, pero hay muchos soldados mejor educados que saben que lo que está pasando entre las montañas de Afganistán no tienen nada que ver con la seguridad del pueblo norteamericano. Entonces ¿qué efecto va a tener este discurso de Obama, cuánta gente que sufriera perder una pierna, un ojo o la vida va a creer que fue para proteger a Estados Unidos, va a aceptar este engaño? Porque no puede justificar ante los soldados la presencia sobre la base de la ideología colonialista de que nosotros queremos establecer bases militares y que por eso estamos luchando. No. Por eso tiene que inventar esta idea de que están luchando allá para la seguridad de la gente en Los Ángeles, Nueva York, Texas, o lo que sea. Y creo que es poco creíble incluso para los soldados que están allá

 

Ángeles: El último tiempo del gobierno de Bush me acuerdo que salían soldados veteranos de guerra a hablar contra la guerra. Madres de soldados, como que se veía como un movimiento social en distintas partes de Estados Unidos. ¿ESo cesó totalmente, no hay más nada de esos movimientos?

 

Petras: Hay una gran continuidad entre lo que está diciendo, los argumentos de Obama y lo que decía Bush antes. Y hay un gran problema para Obama y es que los soldados que están en la guerra, los sargentos, los privados, los cabos, tienen muchos familiares que están sufriendo en Estados Unidos. Entre los negros la tasa de desocupación está en 30, 40 % en la franja de edad hasta los 25 años y creo que muchos están pensando ¿y para qué estamos luchando aquí, cuando el mismo gobierno que nos manda ya no puede solucionar problemas en casa? Hay mucha inquietud entre los soldados, incluso muchos entraron en el ejército precisamente porque no podían encontrar trabajo en el sector civil .Hay otro desánimo porque estamos luchando aquí, invirtiendo cientos de miles de millones de dólares, cuando no hay dinero para solucionar los problemas domésticos. Esto ha creado desencanto porque no invertimos en la economía civil para que podamos volver a tener  una familia estable, estar con una pareja. Por esa razón Obama se fue a Afganistán a evaluar la situación más que nada y tratar de ver en qué grado se podrá seguir esta guerra interminable.

 

Ángeles: Está claro. Pasando al último tema que habíamos dejado para hoy, es el tema de Colombia y las liberaciones que se están dando; ayer la primera y mañana sería la segunda liberación de retenidos por las FARC, que dicen son los últimos que liberarán porque después los que quedan serían para cambiar por presos políticos. ¿Cómo analizás esto?

 

Petras: El hecho de que las FARC tome estas medidas de buena voluntad es para abrir o crear condiciones para una negociación de paz, para que termine la guerra en términos favorables para la democracia y no simplemente entregar las armas y someterse a los escuadrones de la muerte. El gesto de las FARC, forma parte de una estrategia donde quieren que el gobierno actúe de una forma recíproca y también empiece a liberar a muchos de los presos políticos y los guerrilleros que sufrieron mucho y que hace entre 10 y 15 años que están presos en condiciones horrendas. Es otra iniciativa de las FARC de mostrarle al mundo que ellos están dispuestos a negociar si hay un interlocutor favorable. Cualquier nueva iniciativa que termine con las masacres del gobierno cuando culmine este período de Uribe, tal vez tienen esperanzas de que un nuevo gobierno podría tomar alguna iniciativa favorable. Yo personalmente no soy optimista porque el próximo presidente va a estar en la misma línea que Uribe.Pero por lo menos muestra que las FARC no son demonios, que pueden tratar con la Cruz Roja; pueden tratar con sectores políticos de Colombia como la senadora Córdoba y otros grupos de Derechos humanos. Pero depende de cómo los medios de comunicación van a presentarlos. Si los presentan en forma favorable podrían aumentar las presiones sobre el gobierno de Colombia para que reaccione en una forma más favorable. Pero dudo que los medios lo vayan a presentar de una manera favorable porque acusan a las FARC de cualquier atentado que ocurre, presentan como verdad cualquier denuncia de los militares.Entonces hay que ver las consecuencias.

En el pasado cualquier iniciativa de las FARC liberando presos políticos no ha tenido ninguna respuesta favorable del gobierno. No hay un intercambio de presos, sino simplemente hay la liberación por parte de las FARC y ninguna respuesta paralela del gobierno.

 

Petras: Bueno. Un abrazo

Ángeles: Igual para vos y para tu gente. Chau  

 

 

Raúl Zurita, Chile

Escrito por revistaislanegra 09-04-2010 en General. Comentarios (0)

INSCRIPCIÓN 178

 

Te hablan ahora las rompientes de tu vida
Te cuentan de las falsas Itacas,
del naufragio en costas remotas
de tu cansancio doblándote hacia las olas
Te dicen que más allá está el final
de la tierra
que allí el mar se derrumba, que tu mar
amado se derrumba y que los barcos
nunca han vuelto
Te hablan en tu propia noche los temores
Que suenen entonces como algo que se
despierta estos poemas
como algo que está en tí, como algo que cruce el mar y se despierta.

Miguel Hernández, poeta y pueblo. Por Daniela Saidman

Escrito por revistaislanegra 09-04-2010 en General. Comentarios (0)

 

Lleva en su muerte el número mil nueve y sigue vivo en las palabras. Poeta español, voz de pueblo, Miguel Hernández (Orihuela, 30 de octubre de 1910 – Alicante, 28 de marzo de 1942) es hombre de versos imprescindibles.

Tiene casi una centuria diciendo su tierra, diciéndonos las necesarias libertades de las gentes. Cabalga a lomo de la historia para soñar y soñarnos fundidos en la siembra, en las banderas y en los buenos amores, para vivir, vivir amando lo más libre y lo más hondo, lo más alto, lo más tierno. Quisieron encerrarlo, pero cayeron los barrotes y los altos muros. Quisieron acallarlo, pero su voz sonó más fuerte y hoy es eco, es presente.

Aquí estoy para vivir / mientras el alma me suene, / y aquí estoy para morir, / cuando la hora me llegue, / en los veneros del pueblo / desde ahora y desde siempre. / Varios tragos es la vida / y un solo trago es la muerte”.

(Sentado sobre los muertos, fragmento)

Poeta de la República, de la España libre, Miguel Hernández le canta a lo humano en medio del incendio del miedo. Ni el tiempo pudo con él, ni el tiempo ni la muerte, porque no es posible asesinar lo imprescindible. Vuelan en su voz las miradas y los fusiles, caminan sus pasos los tiempos que vienen, los días que serán sin pausa y sin verdugos.

No soy de un pueblo de bueyes, / que soy de un pueblo que embargan / yacimientos de leones, / desfiladeros de águilas / y cordilleras de toros / con el orgullo en el asta. / Nunca medraron los bueyes / en los páramos de España. / ¿Quién habló de echar un yugo / sobre el cuello de esta raza? / ¿Quién ha puesto al huracán / jamás ni yugos ni trabas, / ni quién al rayo detuvo / prisionero en una jaula?”

(Vientos del pueblo me llevan, fragmento)

Otros amores habitan también los versos del hombre, del poeta. La mujer se desnuda en la blancura del papel, se transforma en lienzo donde pintar las sombras de sus concavidades. La piel deja de ser metáfora y se convierte en turgente tibieza. Abandonado del fragor de las batallas el poeta respira la humedad sedienta de roces y se alza sobre la inmensidad que lo nombra.

Menos tu vientre, / todo es confuso. / Menos tu vientre, / todo es futuro, / fugaz, pasado, / baldío, turbio. / Menos tu vientre, / todo es oculto. / Menos tu vientre, / todo inseguro, / todo postrero, / polvo sin mundo. / Menos tu vientre / todo es oscuro. / Menos tu vientre / claro y profundo”.

(Poema 39 de Cancionero y de ausencias)

Fecunda la palabra y la vida, Miguel Hernández sigue palpitando en el poema. Susurra los amores que hacen de la vida, la vida. Las batallas que libró, las muertes que vivió, el sudor que lo hizo hombre en la más humana dimensión del abrazo existe en el poema capaz de transcender el tiempo, capaz de resucitar sus ganas y sus sueños.

Aquí vive el poeta y no en el número que visitan los turistas, el mil nueve es para la congelada postal de una España que se olvida de sus guerras y sus cadenas, en cambio la vida es esta que se siente en cada herida y en cada certeza con que amanece el día.

Yo no quiero más luz que tu cuerpo ante el mío: / claridad absoluta, transparencia redonda. / Limpidez cuya extraña, como el fondo del río, / con el tiempo se afirma, con la sangre se ahonda. / ¿Qué lucientes materias duraderas te han hecho, / corazón de alborada, carnación matutina? / Yo no quiero más día que el que exhala tu pecho. / Tu sangre es la mañana que jamás se termina”.

(Yo no quiero más luz que tu cuerpo ante el mío, fragmento)